En Mac OS X, el cliente nativo de SSH puede puede hacer uso del llavero directamente. Para añadir una clave privada al llavero basta con ejecutar el siguiente comando en la terminal:

$ ssh-add -K /ruta/clave/privada

Por ejemplo, si tu clave privada está guardada en ~/.ssh y se llama id_rsa el comando a ejecutar sería:

$ ssh-add -K ~/.ssh/id_rsa

Te pedirá la contraseña de la clave en el caso de que la tuvieras.

Y una vez hecho esto ya tienes tu clave privada añadida permanentemente.